jueves, mayo 04, 2006

Mi agridulce relación con Mötley Crüe

Vaya, Mötley Crüe. Que relación tan extraño la que tenemos el cuarteto angelino y yo, el Chico Migraña. La historia es larga, así que la voy a dividir en varias partes, o por lo menos en dos. Ésta es la primera:
Lo he dicho antes, crecí escuchando todo el metal que se podía, y Mötley era de los obligados. Además su disco clásico se llamaba Grítale al Diablo y en la contra portada decía "Este disco puede contener mensajes ocultos". Tenía todos los elementos para gustarle a un chamaco rebelde. Y además estaba la música, "Shout at the Devil", "Bastard", "Ten seconds for love", Looks that Kill" y demás eran himnos que hoy, en retrospectiva, tenían todo para ser del gusto popular.
Luego hicieron discos más tirándole al regular como Theatre of Pain (absolutamente Glam, aunque Nikki lo niegue), Girls Girls Girls o Dr Feelgood. Mötley era ya más una maquinita ajustada al cambio de los tiempos que una banda dispuesta a mantener su integridad rebelde y trasgresora. Con todo, los discos valían la pena.
Luego vinieron las peleas internas, los encarcelamientos (pasaron por el bote Vince Neil por matar a una persona mientras manejaba en estado de ebriedad) y Tommy Lee (por golpear a su esposa). Finalmente Vince dejó a la banda y llegó John Corabi. Hicieron un disco grunge (aunque Nikki lo niegue) y cortaron a Corabi porque el ego les pegó fuerte(http://www.roadrunnerrecords.com/blabbermouth.net/news.aspx?mode=Article&newsitemID=51320) .
Con el nuevo cantante llegó el primer disco en el que sus ventas no alcanzaron el status de platino (1 millón de discos vendidos en E.U.).
Regresó Vince pero se fue Tommy, y ya no era secreto, se odian, se pelean a golpes cada que pueden. El lugar lo ocupó Randy Castillo, pero se enfermó gravemente y luego murió. Llegó entonces Samantha Malone (Hole) y de esa relación quedan declaraciones gloriosas de ella y Nikki: pocas veces se tira tanto lodo, mierda y odio entre músicos.
Luego vino lo que a mí personalmente me ha causado más bronca. Nikki es el típico bocafloja. Le tira a todo y a todos aunque con sus propias palabras sepulte el legado que bien o mal ha logrado. Odia a las "hair bands" y al glam de los 80, pero basta revisar el look con licras rosadas que tenían en Theatre of Pain para saber que se contradice.
Luego deshizo a Mötley y dijo "nunca regresaremos, no somos el tipo de banda que dice que se va y regresa mil veces". Yo soy hijo de Kiss, y ésta pedrada era más que evidente, así que me molestó. Se inventó una nueva banda, Brides of Destruction. No pasó nada con ellos y de pronto, Nikki jugueteaba con la idea de reunir al Crüe. ¿Y la credibilidad? Nula.
Regresa Mötley y comienza la campaña de marketing: "No somos como esas bandas que venden nostalgia y que tocan su catálogo noche a noche, somos un animal vivo" y bla bla bla. Otra referencia a Kiss. "Regresamos porque el público lo pide, pero es una gira, no habrá disco nuevo, queremos decir adiós e irnos por lo más alto, es sólo eso". Luego anunciaron la grabación de un nuevo disco. ¿Contradictorio? nomás no se lo digas a Vince Neil.
Total que luego de mil mentiras, Mötley Crüe convenció al mundo de que los necesitábamos. Tras mucha especulación, anuncian una fecha en México.
En entrevista telefónica, Vince se porta como el patán inculto, intolerante y ridículo que es. Le preguntan (y era obvio que lo preguntarían) si además de los grandes éxitos del disco más reciente, tocarían algo nuevo. El señor enfureció, dijo que la pregunta era muy estúpida porque el Red White and Crue no era un disco de Grandes Éxitos (cualquiera puede revisar las canciones y desmentirlo rotundamente, pero bueno).
Se le preguntó si la relación con Tommy seguía igual: (furioso y a gritos, y está grabado) "Saben, esas pendejadas son culpa de ustedes, la prensa (¿la prensa mexicana Vince?). Tommy y yo nos amamos, nos llevamos bien desde siempre, no sé porqué les interesa tanto saber sobre algo que ustedes mismos inventaron (la mala relación), es otra pregunta estúpida, somos grandes amigos, supérenlo ya". Claro, la prensa mexicana habla con Mötley Crüe cada quince días (tono irónico apagado).
Para aliviar tensiones alguien le dice "Qué le falta por conquistar a Mötley Crüe" "Carajo, que preguntas, nostros no somos conquistadores de nada, somos una banda de rock".
Así fueron los siguientes 5 minutos hasta que le preguntaron si era posible que algún día cantara algún tema de la era Corabi: "Otra pregunta estúpida, eh, fue una época distinta a la mía, yo no estaba (¿de verdad? jajaja) y...eh, no sé, permítanme un momento, alguien toca..."
Tres minutos después una voz decía "Chicos, perdimos contacto con Vince ¿quieren reprogramarlo?"
Eso es Mötley Crüe Siglo XXI.
Resumiendo, Nikki agrede a los grandes pioneros de lo que fue su banda (kiss), agrede a las bandas contemporáneas a ellos en los 80 por su look y "falta de talento musical" (claro, Nikki es reconocido como el mejor bajista del mundo) pero se le olvida el look Crüe de Theatre of Tragedy. Dice que no habrá más Crüe pero al año arma una gira de re encuentro, que no era de re encuentro. Promueven un disco de éxitos, pero Vince se ofende porque lo llames así; si le preguntas cómo sonará el nuevo disco (ese que no iba a existir) se molesta y contesta "pues va a sonar a Mötley Crüe, ¿eso somos no?"; si les preguntas sobre su pasado conflictivo con las drogas y el alcohol, se molestan (claro, si la entrevista fuera para promover la película o el libro The Dirt o los Heroin Diaries, seguro conestaban).
Entonces, ¿qué pasó con Mötley Crüe la banda peligros y desafiante, rocanrolera y extravagante? Pues que dejaron de ser famosos, extrañaban el dinero y se juntaron una vez más para seguir haciendo dinero.
Sobre el concierto, más adelante.

Por lo pronto, éste fue el boletín de prensa de OCESA, que tampoco les gustó:

Mötley Crüe con su alineación original llegará a México en marzo del 2006
· Lunes 20 de marzo en el Palacio de los Deportes

Por primera vez en México, la alineación original de Mötley Crüe ofrecerá un concierto. OCESA presentará a Vince Neil, Nikki Sixx, Tommy Lee y Mick Mars en la continuación de su gira Carnival of Sins. La banda promueve su colección de éxitos Red, White and Crue y llegará al Palacio de los Deportes el lunes 20 de marzo de 2006. Los boletos están disponibles en Ticketmaster.

Mötley Crüe es una banda que ya alcanzó el nivel de legendaria. Es de las pocas sobrevivientes de la década de los 80 y ha inscrito su nombre en la historia igualmente con su música que con sus escándalos. Ha grabado once discos en estudio (tres de ellos de Grandes Éxitos) y uno en vivo. Ha sufrido varios cambios de alineación y sin embargo, tras un comienzo de milenio muy poco halagador (encarcelamientos, carreras solistas e incluso la muerte de un integrante) los cuatro originales se reunieron y el resultado es la gira que los traerá a México.

Sobre el futuro no se sabe mucho. Comenzaron diciendo que ésta era una gira de reunión para los fans, luego ofrecieron un disco de éxitos con un par de temas nuevos y hoy se sabe que un nuevo disco con material original está a la vuelta de la esquina. Igualmente al principio dijeron que las cosas entre Vince Neil (voz) y Tommy Lee (batería) estaban bien (se peleaban siempre y por eso tronaron en los 90), luego trascendió que no se hablan y hoy dicen que son como hermanos, que pelean porque se quieren mucho. Es decir, Mötley Crüe es el prototipo de banda metalera disfuncional a nivel personal, pero con química inigualable en el escenario.

Algunos momentos memorables, para bien o para mal relativos al cuarteto incluyen un festival por la paz en Rusia, que acabó en enormes disturbios; un episodio en el cual Nikki Sixx estuvo clínicamente muerto por sobredosis de heroína y fue revivido (de ahí el tema “Kickstart my heart”); un accidente
...2 de Motley Crue

automovilístico en el cual Vince Neil estaba tras el volante y costó la vida del guitarrista de Hanoi Rocks y muchos, muchísimos millones de discos vendidos en todo el mundo.

Mötley Crúe (Pandilla Pintoresca) es un cuarteto de sobrevivientes. Y para ellos es parte vital de su contexto. No les molesta que se les recuerden los episodios mencionados anteriormente y al contrario, los presumen como tatuajes o cicatrices de una banda que ha tocado en todo el mundo y ha recogido elogios casi siempre. Y a México han venido en dos ocasiones anteriores: la primera vez en 1994, con John Corabi en la voz y la segunda en el 2000, con Samantha Malone en la batería. Es decir, nunca los cuatro originales.

Pero lo más importante que ha logrado la banda ha sido su música. Por tratarse de una gira en apoyo a un disco de éxitos y no de material nuevo, los fans ya comienzan a hacer su propio orden de canciones. Y muy probablemente sonarán “Shout at the devil”, “Too young to fall in love”, “Home sweet home”, “Too fast for love”, “Live wire”, “Girls girls girls”, “Wild side”, “Dr Feelgood” y muchas más.

8 comentarios:

el poncho dijo...

Esa historia no es para nadie (seguidores del grupo) nueva, todos sabemos que el grupo se reune por dinero y por sentir que no estan olvidados, claro es que tuvieron mucho exito con sus primeros discos, antes que nada ellos siguen existiendo gracias a nosostros que nos hacemos ojo de pato y compramos sus discos y seguimos yendo a sus conciertos, Nikki Sixx es el wey egolatra y mal humorado de siempre (como Lars Ulrich, Dave Mustaine, Malmsteen, etc.)Vince Nail un panchito, Tommy Lee estrafalario, en resumen quien tiene la culpa de que ellos sigan dando de que hablar somos NOSOTROS, a cualquier banda que se le aplique la ley del hielo veran como cambian, en fin, yo fui al concierto y me gusto, el sonido de la chingada, ellos mamones pero lo unico que nos queda "ES VIVIR DE LA NOSTALGIA" ni pedo!!!

Abogado 666 dijo...

Por haber vivido la experiencia en los 80's, puedo decir q Motley es pilar fundamental en todo rockero q se precie de serlo, sin embargo su legado es limitado, se queda en una pincelada de hard rock ochentero y listo, no pasa de ahí, un concierto a estas alturas es pura nostalgia mezclada con un último intento de hacer lana. Espero la segunda parte del reportaje, hay mucho que decir...

el Marciano dijo...

Motley Crue is the best, Fuck the rest!

el capitán Howdy dijo...

Desde el principio de su carrera, Motley Crue ha sido una banda a la cual debes de medir o considerar bajo parámetros propios. Es decir, de ellos recibirás: Sexo, drogas, rock and roll y mucho, pero mucho desmadre

Como la mayoría de las bandas estadounidenses de esta corriente hard-glam rockera, su propuesta musical es menor a la que como ídolo de juventud nos ofrecían. Como chavito(a mi me agarraron como de doce años en 1983), ya te identificabas con ellos mucho antes de siquiera escuchar sus discos.

Claro que en este punto habrá quien diga que lo mismo sucedía con Iron maiden y Eddie. Sin embargo, cuando los escuchabas la cosa cambiaba pero por mucho. De bandas como Maiden, Judas Priest, Scorpions y AC/DC obtenías música, por decir algo, más compleja. O al menos en mi opinión mucho más demandante.

Por el otro lado, la de Motley, Twisted Sister y Ratt como que era para andar cotorreando por la vida, muy en el estilo que veíamos, precisamente en sus videos y que nunca ha sido la realidad del mexicano.

Por supuesto que con esto no quiero obligar a nadie a creer que por eso la música de unos sea más relevante que la de los otros. Pero me parece que el tiempo ha puesto en su lugar a todos estos grupos,gracias solamente a su relevancia.

Y antes de que me ajusticien, piensen si "Shout at the Devil", musicalmente es tan trascendente como "Powerslave" o "Seventh Son of a Seventh Son". Definitivamente las dos vertientes pueden funcionar a diferentes niveles. Yo se con cual me quedo.

Y toda esta choriza por qué? Pues porque a mi parecer el concierto de Motley Crue no tuvo madre, me pareció buenísimo. Con todos los excesos que han vivido y que les hemos aplaudimos(ya por dos décadas), qué esperaban? Un desempeño musical como el de Iron Maidenm o Judas Priest? Y ya no digamos como el de un Dream Theater. La banda hizo sobre el escenario, lo que siempre nos vendieron mejor: un grandioso desmadre.

Les recomiendo inclusive que busquen por ahí, un dvd que anda rodando con la actuación de Motley en el U.S. Festival de 1983. Y escúchenlos, para ver si entonces sonaban tan cabrón como esperaban escucharlos a veintitrés años de distancia.

Salud.

yayamaiden dijo...

los de motley es bien sabido es puro desmadre

asi como pueden andar de buenas en un segundo te la rayan y jajajja pos ni pedo no asi son ellos

y pues si es una de las bandas clasicas de los 80's queramos o no marcaron una moda, una epoca, una generacion aunque ya en la actualidad ya no aporte nada mas q de recuerdos se sostienen

y pues bueno yo fui al concierto y neta q si te da un no se q de ver a una banda q nunca habias visto a los originales, mas q en videos jejejje

lo goze mucho, y me diverti de lo lindo jejejje me acorde de mi epoca rebelde y me deschonge con madre

mero adelante enfrente del vince o nikki y al lado una bola de chavitos jajajajja

me senti bien anciana, pero q chido q uno vivio eso y bueno q las nuevas generaciones tambien apoyen este tipo de grupos saados del baul de los recuerdos

DARK ROMANTICISM dijo...

Excelente cronica, saludos...

Anónimo dijo...

Super color scheme, I like it! Keep up the good work. Thanks for sharing this wonderful site with us.
»

LALO dijo...

lo que decis de Motley son todas pelotudeces pareces una mujer mirando el chismerio de una novela, no queres nadie te obliga a escuchar a una de las mejores bandas de heavy metal de la historia, y si no mirate el reality de genne simons, tengo 35 años y una de las mejores cosas que me paso fue ver a los Motley en vivo en Bs.As. y cada disco tiene minimo 4 temas que te hacen poner la piel de gallina eso es musica, y a los musicos hay que juzgarlos solo por su arte y no por chusmerio,
AGUANTE LOS MOTLEY ARGENTINA Y FERROCARRIL OESTE CARAJO